Todos merecemos un hogar. Esta Navidad sé part de la solución contra la pobreza

Navidad es un tiempo que lleva a la memoria el calor del hogar que protege del frío de la calle, los encuentros alrededor de una mesa compartiendo los últimos momentos del año y los buenos deseos para el que comienza.

Hay muchas personas que esta Navidad el pasarán en un hogar sin buenas condiciones, con miedo por si no pueden cubrir los gastos del alquiler o la hipoteca, con tristeza de no poder reunirse con las personas queridas. También hay otros que incluso pasarán la Navidad en la calle, sin un techo donde protegerse del frío y la lluvia. Durante el 2017, Cáritas ha atendido 36.466 personas en la Diócesis. El 36% de las familias y personas solas atendidas se encuentran en una situación de inseguridad en relación a la vivienda.

Particulares y empresas, sumados al trabajo de los profesionales y voluntarios / as forman parte de la familia de Cáritas y colaboran económicamente, o con su tiempo y su ilusión, con el fin de ayudar a las personas más vulnerables. Invitamos a todos a ser parte de la solución de los problemas que sufren las personas más vulnerables de nuestra sociedad.